¿Que es el arrendamiento financiero o leasing?

En el artículo de hoy vamos a ver qué es el leasing o arrendamiento financiero. Se trata simplemente de un contrato de alquiler donde el arrendador deja que su bien (inmovilizado) sea usado por un tercero o arrendatario que tendrá que pagar por el uso del mismo (un solo pago o varios) hasta que se de por concluido el contrato. Cuando acabe el contrato, el arrendatario tendrá la posibilidad de comprar el bien en cuestión.

Pero, ¿como se trata el leasing o arrendamiento financiero de forma "oficial"?, es decir, de acuerdo al plan general contable. Pues vamos a verlo a continuación.

Oficialmente, el trato contable del arrendamiento financiero o leasing se recoge en la norma de valoración 8 del Plan General Contable. Lo que dice esta norma es que se entiende por arrendamiento financiero cualquier acuerdo por lo que una persona le cede a otra el uso de un bien inmovilizado a cambio de una suma de dinero (en un pago o varios). La forma del contrato del leasing o arrendamiento financiero dependerá de la forma del contrato acordada entre las distintas partes.

¿Cuando se trata realmente de un contrato de arrendamiento financiero?

Estaremos hablando de arrendamiento financiero cuando todos los riesgos y beneficios de poseer el activo en cuestión se transfieran al que paga las cuotas o cuota. Además, el Plan General Contable especifica otra serie de aspectos que vemos a continuación:

  • Cuando la opción de compra es posible, se sobreentiende que se pasarán los beneficios y riesgos del activo cuando no existan dudas de que se va a llevar  a cabo la opción de compra.
  • La transferencia de dichos beneficios y riesgos también se transferirá aunque no existe opción de compra si se da alguno de los siguientes casos:

- Cuando son contratos de alquiler en los que la propiedad se transfiere o se entiende que se transferirá.

- También puede darse cuando los contratos de arrendamiento sean iguales o mayores de la vida económica del activo en cuestión. Entendemos por plazo de arrendamiento el periodo no revocable en el que el arrendatario ha efectuado el contrato de arrendamiento del activo además de cualquier otro periodo que se puede añadir (exista o no pago adicional).

- Cuando empieza el arrendamiento, los pagos mínimos que se han acordado representan el total del valor razonable del activo arrendado.

- También puede ocurrir cuando las características especiales y única del bien objeto del leasing hagan que solo resulto útil para el arrendatario.

- Puede darse el caso en el que el arrendatario cancele el contrato de arrendamiento. Las pérdidas que puedan producirse por el arrendador como consecuencia de la cancelación tendrá que asumilarse el arrendatario

- Cuando los resultados que sean consecuencia de cambios en el valor razonable serán asumidos por el arrendatario.

Más Ejercicios de Contabilidad

Ayúdanos con tu Voto
¡Compártelo!Share on Facebook53Share on Google+4Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn4

Un comentario

  1. maria fernanda mejia

Escribe un comentario